Ir a la web de Molina Ibáñez Consulting

jueves, 23 de mayo de 2013

Talento emergente para el mundo

En el pasado la estrategia de expansión global y de talento en las organizaciones implicaba la necesidad de diseñar programas de movilidad para que los ejecutivos tengan una experiencia internacional liderando equipos en contextos de negocio inestables donde era necesario desarrollar un nuevo set de habilidades y conocimientos. En ese sentido, la forma de movilidad del talento de alto potencial era de “Norte a Sur”. Sin embargo, el giro en la economía mundial con la aparición de los BRICS (Brasil, Rusia, India y China), así como las nuevas economías emergentes (Egipto, Indonesia, Irán, South Corea, México, Nigeria, Pakistán, Filipinas, Turquía y Vietnam) permiten replantear la forma tradicional de movilidad del talento global, generándose así los movimientos de “Sur a Sur” o de “Sur a Norte” y exportar ejecutivos de primera nivel a mercados como el Europeo, Americano, Indio y Asiático. Eventualmente las experiencias aprendidas en los mercados emergentes van a plantear nuevas estrategias de talento para el mundo.

La aparición de este nuevo esquema de movimientos se fundamenta en el nuevo “mindset y set de habilidades gerenciales” que traen los ejecutivos de economías emergentes. Por ejemplo, tomando el caso de los ejecutivos latinoamericanos, la experiencia que les tocó enfrentar ante contextos políticos y económicos adversos les permitió desarrollar su capacidad del manejo de crisis, e innovar en las formas de resolver y plantear nuevas alternativas de desarrollo de negocios ante situaciones adversas.
Así mismo, las corporaciones han comenzado a desarrollar una estrategia de talento en mercados emergentes que involucre lo siguiente:

 1. Modelos de carrera local, regional y global para tener acceso a talento exportable que asegure el éxito de las organizaciones en el largo plazo.
2. Estructura de recompensa total, dependiendo de la realidad de cada país, acompañado con la adecuada estrategia de retención.
3. Programas de Liderazgo a diferente nivel.

4. Cultura corporativa que desarrolle capacidades organizacionales.

Adicionalmente, las corporaciones identificaron que el crecimiento económico en estas regiones generaba la aparición y transformación de empresas locales haciendo más competitivo encontrar talento, en ese sentido replantearon las estrategias de recursos humanos considerando los valores y cultura de cada país así como adecuando sus prácticas estandarizadas en gestión de personas para atraer y retener talento local.

Dando una mirada hacia el futuro, las compañías que busquen imponer una estrategia de talento corporativa sin considerar el contexto y las expectativas de la fuerza de trabajo local estarán en una seria desventaja tanto para atraer y desarrollar talento local así como también para ser competitivos en estos mercados. Existirá también una situación riesgosa para aquellas compañías que adapten “demasiado” sus estrategias de talento corporativo perdiendo esa capacidad de desarrollar talento y formar líderes como ventaja competitiva.

Finalmente, el escenario es favorable para los ejecutivos de mercados emergentes. Las excelentes habilidades sociales, comerciales y su buen manejo de crisis los convierten en ejecutivos totalmente atractivos para cualquier tipo de empresa. El escenario está planteado, es momento que los ejecutivos de mercados emergentes generen transformación y lideren masivamente operaciones regionales y globales.

 
Fuente: Semana Económica.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada