Ir a la web de Molina Ibáñez Consulting

viernes, 11 de enero de 2013

Decálogo del emprendedor social en 2013

En unos casos por voluntad propia y en otros muchos llevados por la crisis, estamos asistiendo al auge del emprendimiento empresarial. Si tienes en mente poner en marcha un nuevo proyecto que además crees que puede “mejorar el mundo”, debes saber que el emprendimiento social es una vertiente por explotar en un futuro inmediato.

Hemos traducido el decálogo de Ely Malinski, Centro de Innovación Social de New York que te resultará un buen documento de consulta.

1. Habla con tus clientes
Si no estás hablando a tus usuarios, lo estás haciendo mal. Encontrar maneras de involucrar a tus clientes en el programa, producto, servicio y diseño. La única manera de ser relevante es que tu público te lo comunique. Y recuerda que tus necesidades cambian con el tiempo y debes cambiar al mismo ritmo.

2. Mira hacia el fondo
Los desafíos sociales y ambientales que estamos tratando de resolver a menudo son síntomas de los sistemas no son saludables. Trate de ir un nivel más profundo en su búsqueda para el impacto. Si puedes atacar al origen del problema, estarás dos pasos por delante.

3. Evalúa
La verdad duele. Pero es muy útil. Encontrar maneras de obtener retroalimentación sobre tu trabajo y sobre su desempeño como miembro del equipo. Crea indicadores que produzcan datos significativos para la situación única de cada cliente y asegúrate de actuar sobre el diagnóstico.

4. Comprométe primero con tu trabajo y después con el proyecto
Todos tenemos una conexión emocional profunda con nuestro trabajo. Pero el éxito del proyecto no es la meta correcta. Usted necesita centrarse en el impacto de su trabajo. Si eso significa refinación, giro, o con soplete, haga lo que debe servir al bien común.

5. Reune y afilia
Los desafíos a los que nos enfrentamos no son solventados con una sola iniciativa. El mayor éxito será que nuestro proyecto conecte con empresas complementarias. Identificar quién está en su ecosistema y encontrar maneras de conectar a sus esfuerzos. Asociarse con otros te ayudara a consolidar tu posición y la aceleración en el proyecto será mayor.

6. Cuida de ti
Los seres humanos disfrutamos del sueño del sol y el ejercicio, la gente también come con otra gente… Demasiados emprendedores sociales olvidan prestar atención a su bienestar personal. Tómate un descanso en el trabajo y pasa un buen rato. Debes cuidar de ti mismo, porque es realmente lo más importante.

7. Conéctate con tu entorno
Nuestros barrios son los bloques de construcción de un mundo más sostenible. Apoya a los artistas locales. Haz por lo menos una cosa para conectar tu barrio y, al hacerlo, estás conectando tu entorno con el resto del mundo.

8. Voluntario
Lo sabemos, trabajas mucho y constantemente en la oficina. Sin embargo, muchos de nosotros estamos trabajando en proyectos que están a dos o tres pasos de distancia de los más necesitados. Encuentra la manera de realizar un servicio original para este año. Ese tiempo que dedicas al voluntariado puede tener el mayor impacto que el resto de lo que hacemos y tu compromiso con los demás te conectará con el mundo de manera sorprendente.

9. Arriésgate
La diferencia entre los que tienen y los que no, hacen a menudo se reduce a la voluntad de tener una oportunidad. Que este sea el año en que te lances a la piscina. Camina hacia lo desconocido y la confianza de que el camino aparecerá. Nunca sabrás si lo vas a conseguir a menos que lo intentes.

10. Inventar algo
El mundo progresa cuando la gente crea cosas nuevas. Crea algo nuevo en 2013. Podemos acceder a muchos productos y servicios porque hubo alguien anteriormente que quiso hacerlo posible. Tú tienes el poder de hacer lo mismo: está dentro de ti.
Fuente: Página web Calle Zaragoza.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada